Haftarat Rosh Hashana I

 En Haftará, Haftará Génesis-Bereshit

Esta es la historia de Janá la profetisa, una mujer de fé, que tiene convicciones profundas y esperanzas de un futuro mejor. La Haftará de este primer día de Rosh Hashaná es un relato único, que viene a traer nuevas ideas en relación a nuestra conexión con lo sagrado.

El relato describe el nacimiento del profeta Shmuel, hijo de Janá y Elkaná, quienes durante muchos años no habían podido tener hijos. La esterilidad de ella es el punto de encuentro con la lectura de la Torá de este día, donde encontramos a Sara dando a luz a Itzjak después de muchos años de Infertilidad.

Uno de los nombres de esta fiesta es “Iom Hazikaron”

El día del recuerdo” que hace referencia directa al D’s que recuerda a estas dos mujeres y les concede un hijo.

La vida de Janá estuvo cargada de mucha tristeza, al igual que Sara, incitó a su esposo a tener hijos con otra mujer, la cual la ponía en situaciones muy incómodas, menospreciándola y haciéndola a un lado.

En uno de sus viajes al Tabernáculo, le suplicó a D’s llorando y en silencio que la bendijera con un hijo, prometiendo dedicarlo al servicio Divino.

“Habló desde el corazón. Sus labios se movían pero su voz no se escuchaba.” (Shmuel I – 1: 13)

No necesitó decir palabras con su boca para expresar lo que sentía. Solamente alcanzó con pedir desde las profundidades de su alma aquello que necesitaba para que su vida tuviera sentido, y es por eso que después de su pedido sincero cargado de Kavaná (intención) , fue escuchada y recordada por D’s.

Janá fue mamá de el último juez de Israel que viajó por todo el país en la búsqueda de ayudar y guiar a su pueblo. Fue el mismo Shmuel quien nombró Rey a Shaul y ungió al Rey David.

Quiera D’s que este Rosh Hashaná nos encuentre viajando juntos confé, como aquel peregrinaje de Janá al Tabernáculo, para poder unir nuestros corazones en plegaria e ir en la búsqueda de aquellas cosas que realmente necesitamos para este nuevo año que comienza.

Seamos inscriptos en el libro de la vida y tengamos un año dulce lleno de bendiciones y metas cumplidas.

Shana tova Umetuka

Escribinos

¿Tenés dudas, preguntas, aportes o sugerencias? ¡Escribinos aquí!

¡ESCRIBÍ AQUÍ LO QUE ESTÁS BUSCANDO Y APRETÁ ENTER!