Haftarat Shabat Hagadol – Malaji 3 4:24

 En Haftará, Haftará Levítico-Vayikrá

Este Shabat previo a Pesaj se llama Shabat Hagadol (el Gran Shabat).

Debido a que, en Egipto, fue este el día en que los hebreos tomaron los corderos, para ser utilizados para la ofrenda Pascual. Cada familia ató su borrego a un poste de la cama. D´s impidió que los egipcios reaccionaran ya quelos judíos actuaron tal cual como Moshe les ordenó; por que confiaban en D´s y en su profeta. Fue en este día la primera vez que el pueblo demostró abiertamente su fe en D´s, así es como fueron redimidos y protegidos por Hakadosh Barujú.

Malaji, el profeta de quien se lee la haftarah en Shabat HaGadol, fue el último de los 12 profetas menores . Malaji significa “mensajero de Dios”, por lo que numerosos comentaristas y críticos bíblicos han argumentado que Malaji no era en realidad el nombre del profeta sino su título. Malaji ha sido identificado con Mardoqueo, Ezra y Zekhariah por varias fuentes a lo largo de la historia judía.

Cualquiera sea la verdadera identidad de Malaji, su mensaje en esta haftarah es claro. La gente ha estado cometiendo una variedad de pecados atroces, que incluyen practicar hechicería, cometer adulterio, mentir, engañar a los trabajadores, abandonar el diezmo y la contribución a los levitas, y tratar mal a las viudas, huérfanos y extraños. Malaji se imagina a las personas que se encuentran de espaldas a Dios, preguntándose cómo podrían enfrentar a Dios nuevamente. Dios les recuerda que si se vuelven hacia Él, Él se volverá hacia ellos, dándoles recompensas abundantes (3: 7).

Malaji se da cuenta de que la gente se ha vuelto escéptica sobre el concepto de recompensa y castigo divinos. Han visto que comportarse mal todavía puede conducir a lograr riqueza y prosperidad, por lo que ya no temen represalias. Sin embargo, Malaji señala rotundamente que llegará un día en que Dios impondrá castigos y recompensas apropiadas para todos.

Ese día se describe con un lenguaje de calor y fuego, como Malaji retrata a los malvados que se consumen: “¡Pues he aquí! Ese día está cerca, ardiendo como un horno. Todos los arrogantes y todos los hacedores del mal serán paja” ( 3:19). Mientras tanto, las personas que han estado haciendo el bien serán sanadas y tendrán todo lo que necesitan, “como terneros alimentados en establos” (3:20).

La haftarah cierra con una referencia al profeta Elías, que vendrá a anunciar la redención en el tiempo venidero. Malaji retrata la redención como inminente, dando así al pueblo un fuerte incentivo para arrepentirse y servir a Dios. Esto es paralelo a la redención que recordamos durante Pesaj. Así como el pueblo de Israel fue redimido de Egipto después de generaciones de esclavitud, así también será redimido el pueblo con la venida del mesías en el tiempo venidero.

Es por eso mis querido amigos, que en estos días tan especiales en los cuales estamos viviendo donde se tejen tantas teorías sobre la llegada de Mashiaj, y su relación con esta peste que nos tiene tan preocupados, me gustaría compartir una idea acerca de la era mesiánica que todos estamos aguardando.

Siguiendo la profecía de Malaji si realmente queremos que el Mashiaj llegue, lo primero que debemos saber, es que no tenemos que esperarlo. Sino que debemos salir en su búsqueda y traerlo con nosotros.

¿Pero que es lo que hay que hacer?

Seguro que en estos días de aislamiento hemos tenido tiempo para pesar y reflexionar en que no solo debemos cuidarnos a nosotros, sino que debemos cuidar al otro y para eso debemos acatar todas las normas al pie de la letra.

Y en el judaísmo tenemos varios grupos llevan como estandarte el cumplimiento a rajatablas de la Halaja (ley judía) y el cumplimiento de las mitzvot con el argumento que es lo que Hashem pide de notros.

Ok, entonces siguiendo este criterio los voy a invitar a cumplir el mandamiento divino, como D´s lo pide. Mi propuesta es que empecemos con un solo precepto, solo uno. “Amemos al prójimo como a nosotros mismo”, tal como nos enseño Rabi Akiva y seguramente siguiendo este mandato al pie de la letra, podamos entre todos traer al Mashiaj. “We want Mashiaj now”.

Shabat Shalom y Pesaj Kasher ve Sameaj
Ari A. Alster

Escribinos

¿Tenés dudas, preguntas, aportes o sugerencias? ¡Escribinos aquí!

No legible? Cambiar texto. captcha txt

¡ESCRIBÍ AQUÍ LO QUE ESTÁS BUSCANDO Y APRETÁ ENTER!